Contáctenos

Economía

El gobierno autoriza la reapertura de exportaciones de carne y fija cortes para consumo local

En los próximos 30 días se avanzará en el desarrollo de un plan ganadero consensuado con el sector

Publicado

el

El gobierno nacional reabre parcialmente las exportaciones de carne vacuna y pone en marcha un plan ganadero para mejorar la producción. Entre las medidas anunciadas se dispone que para garantizar la disponibilidad de cortes en el mercado interno a precios accesibles se restringe la exportación de asado, falda, tapa de asado, paleta y vacío.

El ministro de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas, anunció este martes que el gobierno nacional avanzará en los próximos 30 días con el desarrollo de un plan ganadero en “consenso” con el Consejo Agroindustrial Argentina, la Mesa de Carnes y los sectores de la producción y el trabajo, y los gobernadores de las provincias productoras.

Así se anunció en una conferencia de prensa en la Casa de Gobierno tras una reunión que el presidente Alberto Fernández mantuvo este mediodía junto a representantes de los sectores del campo y de la industria de la carne.

Con el Plan Ganadero se busca llevar de 3 a 5 millones de toneladas la producción anual de carne vacuna, y reservar algunos cortes que deberán ser exclusivamente para el mercado interno.

Además también se pondrán en marcha otras medidas para el sector, especialmente para los pequeños y medianos productores, entre ellas incentivos fiscales, créditos blandos para que los productores inviertan en tecnología y mejoren pasturas, e incentivos para aumentar el tamaño promedio de los animales que van a faena.

El plazo previsto para tener este paquete de medidas articuladas y en marcha será de 30 días, pero ya se podrán retomar las exportaciones suspendidas desde el 20 de mayo pasado, inicialmente con un esquema más controlado.

“En 30 días vamos a tener un plan ganadero en consenso que permita aumentar la producción para ir a 5 millones de toneladas y tener 3 millones garantizadas para el mercado interno. Para que esto sea posible hoy tenemos que ordenar la producción y priorizar la mesa de los argentinos”, explicó Kulfas durante una conferencia de prensa que se realizó en Casa Rosada acompañado por su par de Agricultura, Luis Basterra tras la reunión encabezada por el presidente Alberto Fernández con representantes de las entidades rurales y cámaras que nuclean a industriales y exportadores de la carne.

El ministro contó que el presidente acababa de firmar un decreto que establece la limitación, prohibición de exportaciones, para un conjunto de cortes entre los que se encuentran asado, falda, tapa de asado, paleta y vacío hasta el 31 de diciembre de este año.

“Se establece que se rehabilita la exportación, pero hasta llegar al 50% del nivel de 2020, para poner limite al incremento desmedido del precio de la carne”, señaló Kulfas.

En ese sentido, dijo que se va a crear una mesa sectorial que tiene que ver con una multiplicidad de elementos, entre las que destacó las medidas que tiene que ver con el control del precio del mercado interno, mejorar supervisión de las exportaciones, el cuidamos del ingreso de los hogares y evitar prácticas abusivas. “El plan productivo es la salida al futuro, eso va a llevar tiempo pero tenemos que empezar ahora mismo”, precisó al tiempo que aclaró que no se empieza de cero ya que se venía trabajando con el Consejo Agroindustrial Argentino.

Kulfas también contó que habrá 11 cortes a precios populares, por debajo de lo actualmente vigente en supermercados de todo el país. Mencionó que el asado hoy, según el Indec, tiene un precio promedio de $665 pero se venderá a $359, es decir un 46%. “Queremos contribuir a reducir el precio de la carne y favorecer el acceso de los que más lo necesitan”, indicó.

Además, seguirán recorriendo diferentes puntos de todo el país el mercado federal ambulante, carnicerías con cuatro cortes envasadas al vacío.

Kulfas remarcó que entre las acciones a tomar se van a profundizar las medidas de control sobre el sector de exportación, depurando el padrón de exportadores, ya que había muchos exportadores de oportunidad, del sector financiero que armaron negocios puntuales y entre otras irregularidades no liquidando divisas.

“Queremos que el sector vuelva a funcionar con todas las de la ley. No es una medida ni dos, es un plan con objetivos de corto plazo y simultáneamente medidas de mediano y largo plazo para aumentar la producción, para garantizar y aprovechar el negocio de exportación pero cuidando el mercado interno y con los hogares debidamente abastecidos”, subrayó el ministro de la Producción.

Antes del anuncio que realizaron Kulfas y Basterra, el presidente Alberto Fernández se reunió en la Casa Rosada con representantes de las entidades rurales y cámaras que nuclean a industriales y exportadores de la carne, junto con quienes analizará los detalles del Plan Ganadero.

El encuentro se inició cerca de las 13 en Casa Rosada y el jefe de Estado se encontraba acompañado por los ministros de Desarrollo Productivo y de Agricultura, las secretarias de Comercio Interior, Paula Español, de Legal y Técnica, Vilma Ibarra y la vicejefa de Gabinete, Cecilia Todesca.

Asimismo, por el sector ganadero participaban José Martins (Consejo Agroindustrial Argentino), Nicolás Pino (Sociedad Rural), Juan José Grigera Naon (Instituto de Promoción de Carne Vacuna), Dardo Chiesa (Mesa Nacional de Carnes), Juan Eiras (Cámara Argentina de Feedlot) y Alberto Fantini (Federación Gremial del Personal de la Industria de la Carne y sus Derivados).

Además se hicieron presentes Carlos Iannizoto (Coninagro), Carlos Achettoni (Federación Agraria), Jorge Chemes (Confederaciones Rurales Argentinas) y Mario Ravettino (Consorcio Propietarios de Carne).

0
0
Seguí Leyendo
Clic para Comentar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Economía

El Gobierno dará a conocer mañana el nuevo esquema de subsidios energéticos

El Ministerio de Economía anunciará este martes los detalles del cuadro tarifario de consumo de gas y electricidad. Habrá una diferenciación de acuerdo a la región del país.

Publicado

el

El Ministerio de Economía, a través de la Secretaría de Energía, anunciará este martes los detalles del nuevo esquema de subsidios al consumo de gas y electricidad.

Este incluye la segmentación de acuerdo a los ingresos de los usuarios, con una diferenciación de acuerdo a la región del país, y un tope de referencia para incentivar la eficiencia y el ahorro energético.

El anuncio está previsto para mañana a las 13 en la sede del Ministerio de Economía, luego de una postergación de unos días que permitieron trabajar detalles durante este fin de semana.

El esquema incluirá, asimismo, especificaciones acerca de la segmentación y el tope de consumo por zona y sector, teniendo en cuenta, además, factores como el climático.

Respecto de los topes, los nuevos valores partirán de mantener la tarifa vigente a los niveles 2 (de menores ingresos) y 3 (de ingresos medios), pero en este último caso el consumo que exceda los 400 kWh no será subsidiado, aunque aún debe precisarse si este tope será bimestral o mensual.

Tenemos la máxima de que ésta actualización de tarifas sea por debajo del índice de coeficiente de variación salarial y en cuotas”, detalló la secretaria de Energía, Flavia Royón, y subrayó que los beneficiarios de la tarifa social “no van a sufrir una nueva actualización este año”.

0
0
Seguí Leyendo

Economía

Inversión, ahorro y las dudas más frecuentes de los argentinos a la hora de comprar y vender criptomonedas

Desde el sector aseguran que la Argentina es un mercado “pujante” y líder en la región para el desarrollo del negocio de criptoactivos. Hablan de una “revolución” similar a la que causó Internet en los ‘90.

Publicado

el

Las crisis económicas que castigan de manera recurrente a la Argentina generan temor y fastidio entre los ahorristas, ávidos por encontrar herramientas que le permitan proteger su dinero y no perder frente a la inflación.

En los últimos años, la irrupción de las criptomonedas ha generado un encendido debate alrededor del mundo, En el país, ese negocio –todavía muy resistido y sin regulación estatal- va lentamente tomando impulso y posiciona a la Argentina como líder regional.

Así lo entiende Matías Bari, CEO y cofundador de la plataforma Satoshi Tango, una exchange de origen argentino fundada en 2014 y que actualmente cuenta con 900.000 usuarios de varios países.

El empresario destacó que el mercado argentino de criptomonedas “es muy pujante, vigoroso. Tal vez de los más importantes a nivel mundial en términos de emprendurismo, proyectos, talento. La Argentina es un lugar de referencia a nivel regional por el desarrollo de software y la calidad de sus programadores”.

A la vez, consideró que la creciente búsqueda de inversión en criptoactivos se vincula con la escalada inflacionaria y las crisis recurrentes que sufre el país, motivos que impulsan a los ahorristas a proteger su dinero y hacer una diferencia.

La plataforma realizó una encuesta entre sus clientes que permitió obtener una radiografía demográfica y/o sociológica de ellos, y arrojó datos sobre las razones por las cuales invierten, cómo y con qué criterio lo hacen y qué dificultades y experiencias viven al ingresar a este negocio.

Según el relevamiento, los inversionistas en criptomonedas en el país son mayoritariamente hombres de entre 26 y 45 años, en un contexto en el que la participación de mujeres creció hasta un novedoso 17%, cuando hasta hace menos de un año su presencia no superaba el dígito.

La mayoría de los que compran cripto se desempeña en ocupaciones relacionadas con el comercio, la salud y la educación, al tiempo que en forma predominante lo hacen para inversión y ahorro.

La encuesta indagó, además, sobre los factores que se interponen entre ellos y su relación con la compra de criptos: el desconocimiento se llevó el 70% de las respuestas.

Un 1% asoció el freno hacia su incursión en el mundo cripto con la idea de que esas inversiones constituyen una estafa, mientras un 17% tiene dudas sobre los aspectos impositivos que están implicados en este tipo de inversiones.

En parte por la persistencia de estas dudas es que los inversores privilegian como factores de confianza en el sistema las recomendaciones que reciban de gente de su cercanía y la presencia publicitaria en los medios de comunicación. También se sienten más seguros si la recomendación proviene de un profesional de la materia.

En este contexto, los exchanges o plataformas son usados muchas veces para aprender sobre cripto, si bien a estos lugares de intercambio se recurre esencialmente para comprar y vender criptomonedas.

La regulación del negocio cripto, una decisión pendiente

Bari estima que la actividad será regulada en el país no más allá de 2023: para cuando eso suceda, “esperamos que esos controles sean favorables al negocio, que sean pro inversión”, confió a TN.

El empresario comentó también que en el negocio de las cripto, “para atrás no hay nada, para adelante todo. Pero qué pasará en este mercado en los próximos 15 años, no lo sabemos. Bitcoin y otras son un vehículo novedoso en términos de inversión, porque la tecnología que está detrás del negocio es absolutamente disruptiva”.

Además, comparó al mercado cripto con la revolución que causó Internet en el mundo tecnológico, pero aclaró: “en criptomonedas los procesos son lentos, porque hay que cambiar costumbres. Vemos en vivo y en directo el mecanismo de adopción de una nueva metodología de inversión. Y por eso creo que es un momento disruptivo y profundo”.

Si bien hasta el momento no hay datos sobre el volumen de dinero que el mercado cripto mueve en el país, Bari estima que entre 2 y 3 millones de personas operan u operaron alguna vez con esta herramienta de inversión.

El BCRA desalienta los criptoactivos

A principios de mayo, el Banco Central (BCRA) desalentó la oferta de criptoactivos a través del sistema financiero, en procura de mitigar los riesgos asociados a las operaciones con ese instrumento.

En ese momento, dispuso que las entidades financieras no podrán realizar ni facilitar a sus clientes la realización de operaciones con activos digitales, incluidos los criptoactivos y aquellos cuyos rendimientos se determinen en función de las variaciones que esos registren, y que no se encuentren regulados.

Los distintos actores implicados en las operaciones con estos activos pueden no encontrarse establecidos en el país y eso podría generar “apartamientos” a la normativa general, consideró el BCRA.

En mayo de 2021, la autoridad monetaria y la Comisión Nacional de Valores (CNV) publicaron una alerta a efectos de proveer información sobre eventuales implicancias y riesgos que los criptoactivos pueden acarrear, así como recomendar una actitud prudente para mitigar una eventual fuente de vulnerabilidad para las personas usuarias e inversores.

A esas recomendaciones se puede acceder desde la página del Banco Central. Allí se mencionan algunos de los riesgos asociados a este tipo de operaciones, como su elevada volatilidad, los ciberataques, el lavado de activos y financiamiento del terrorismo, el potencial incumplimiento a la normativa cambiaria, la ausencia de salvaguardas e información completa que la regulación vigente prevé para las personas usuarias de servicios financieros y al carácter transfronterizo de las operaciones.

Fuente: TN

0
0
Seguí Leyendo

Economía

Massa avanzará esta semana con medidas para controlar el gasto

El ministro de Economía quiere dar señales claras hacia la baja del déficit. Alejó el fantasma del reperfilamiento de la deuda en pesos y tuvo buena suerte con el regreso del apetito por el riesgo en los mercados financieros.

Publicado

el

La postergación del anuncio formal sobre la nueva segmentación de tarifas, incluyendo la eliminación de subsidios a partir de determinados niveles de consumo, no fue casual. Se trató de una decisión estratégica que tomó Sergio Massa para darle más fuerza a los anuncios relacionados con el control del gasto público y consiguiente baja del déficit fiscal, que se sucederán a lo largo de toda la semana.

Bajar el rojo fiscal es una cuestión clave por dos razones: llevaría tranquilidad a los mercados financieros y al mismo tiempo pondrá a prueba hasta dónde llega su margen de maniobra en el nuevo esquema de poder del Gobierno.

El ministro de Economía considera que arrancó su gestión con el pie derecho, pero ahora tiene un desafío mucho más grande por delante. Su intención en lo inmediato es no dejar pasar el tren y seguir activamente con medidas que permitan bajar los niveles de desconfianza de los inversores. A favor, cuenta que el BCRA dejó de perder reservas en los últimos días, se estabilizaron los dólares financieros y alejó con claridad el escenario de “reperfilamiento” de la deuda en pesos hasta el año que viene.

Tarifas y subsidios

La segmentación tarifaría permitiría una reducción de subsidios de alrededor de $ 500.000 millones anuales, aunque sólo unos 160.000 millones de pesos impactarían este año. A eso se le sumará la cuota excepcional de adelantado de Ganancias para grandes empresas. Una medida resistida y que aumenta la presión tributaria de este año, al tiempo que también cambia la planificación financiera de las compañías de la noche a la mañana. Se trata de un ingreso que permitirá solventar el bono a jubilados.

Junto a ello se vienen varias decisiones concretas relacionadas con ponerle un tope al gasto público. A partir de ahora, ningún organismo que tenga dinero en plazos fijos que no respondan al capital de giro normal de trabajo de 45 días podrá pedir asistencia al Tesoro nacional. Al mismo tiempo se efectuarán ajustes técnicos a las partidas de organismos descentralizados y provincias, que implicarían un ahorro adicional de $ 132.000 millones.

El objetivo final es acercar todo lo posible el déficit primario al 2,5% del PBI, en línea con lo comprometido con el FMI. Esto no solo aseguraría nuevos desembolsos del organismo; también reducirá la necesidad de emisión del Banco Central, al menos vía adelantos transitorios.

Al menos Massa no se tuvo que hacer cargo del índice de inflación récord que le dejó Martín Guzmán. En todo caso deberá mostrar resultados a partir de este pico histórico de 7,4% de julio. Un “triunfo” de su flamante gestión sería bajar el índice a niveles de entre 5% y 6% mensual hasta fin de año. Aún así la inflación de 2022 no bajaría del 90 por ciento. El pronóstico más alto de inflación lo dio FIEL esta semana, al calcular un 112% para el año. Pero este escenario incluye una devaluación del tipo de cambio oficial, algo que al menos por el momento Massa no avala.

Emisión e inercia inflacionaria

No será fácil combatir la inflación en el corto plazo, teniendo en cuenta que el Central emitió una cifra récord de 2 billones de pesos entre junio y julio para sostener la deuda en moneda local. Esa “canilla” de expansión monetaria habría quedado cerrada al menos en forma momentánea, pero sus efectos sobre la inflación se seguirán sintiendo en los próximos meses.

El frente cambiario sigue siendo el más acuciante de todos los que hay que atacar. En la última semana al menos hubo noticias tranquilizadoras. En las últimas tres jornadas el Central ya no terminó con saldo vendedor, luego de pérdidas de más de USD 1.200 millones en julio y otros USD 1.000 millones en los primeros días de agosto. Pero el nivel de reservas netas sigue siendo crítico. Las explicaciones del titular del BCRA, Miguel Pesce, sobre el uso del swap chino, no convencieron a nadie.

La clave no fue el adelanto de exportaciones prometidos por sectores como el campo, minería y pesca, sino el ahorro en importaciones de energía. De acuerdo a los últimos números que manejaban en la secretaría, en agosto sólo serán necesarios USD 1.000 millones para importar gas licuado, cuando las previsiones del mes eran de unos USD 2.000 millones. La disminución de las compras de cargas de ese combustible llevó a un promedio diario de USD 50 millones, cuando venía siendo cerca de USD 100 millones.

También los dólares financieros encontraron una mayor estabilidad, en la zona de los $290, mientras que la brecha cambiaria se mantuvo casi sin cambios durante toda la semana en el 100 por ciento.

Tasas, dólares y bicicleta

La fuerte suba de tasas de interés de 9,5 puntos porcentuales, hasta casi 70%, tendría un mayor impacto sobre el tipo de cambio que sobre la inflación. Nada nuevo bajo el sol. Si el mercado se convence de que el escenario de explosión quedó atrás (hiperinflación y descontrol cambiario incluidos) , podría volver a impulsar el “carry trade”, o bicicleta financiera. En otras palabras, crecerían las apuestas para ganar con la tasa de interés en pesos, aprovechando que los dólares financieros ya tuvieron un importante ajuste del 40%, un poco debajo de la inflación acumulada del 46% en lo que va del año.

El canje de bonos en pesos por dos billones despejó de manera significativa el horizonte de vencimientos al menos hasta noviembre inclusive. Es cierto que solo pateó la pelota a 2023, pero se ganó tiempo para consolidar medidas que lleven cierta tranquilidad. Por otra parte, el aumento de tasas es una medida ortodoxa que marca un cambio de rumbo respecto a lo que venía haciendo hasta ahora el Gobierno, reticente a medidas que en teoría podrían afectar el consumo y el nivel de actividad.

En sus primeras dos semanas de gestión Massa también contó con algo de suerte: los mercados financieros tuvieron un comportamiento muy positivo, incluyendo el dato tranquilizador de inflación cero en Estados Unidos en julio. Esto calmó las tasas de interés y volcó más recursos en mercados emergentes. Este mejor clima bursátil le puso un piso a las cotizaciones de bonos y acciones, al tiempo que también ayudó a estabilizar el mercado cambiario. El dólar en Brasil, por ejemplo, cayó desde 5,50 reales a fines de julio a apenas 5,08 sobre el cierre de la semana pasada.

El “plan Massa” no atacará los profundos problemas que arrastra desde hace décadas la economía argentina. Pero ganar algunos meses resulta algo valioso, incluso para las aspiraciones presidenciales del ministro. En el arranque de 2023 empezará a jugar la apuesta electoral de los inversores. Un posible cambio de rumbo político o incluso la expectativa de dos competidores de “centro” ayudaría a encauzar las expectativas y favorecer un recorrido algo más tranquilo hasta las elecciones.

La previa electoral podría parecerse más a la de 2015 (que le permitió a Cristina Kirchner llegar sin que explote todo) que al palo histórico que sufrieron los activos financieros en 2019, cuando las PASO de aquel año dejaron en claro el retorno del kirchnerismo al poder.

0
0
Seguí Leyendo

Clima Timbúes

Timbúes
Despejado
Despejado
6°C
Sensación térmica: 5°C
Presión: 1010 mb
Humedad: 55%
Viento: 7 km/h NNE
Ráfagas: 14 km/h
Indice UV: 0
Salida del sol: 07:39
Puesta de sol: 18:36
 
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad

Tendencia